Aluci NO

En mis épocas de juventud había pocas cosas que me motivaran más que saber que "el viernes hay una fiesta y va fulano". Claramente fulano era el chico que odiaban mis amigas porque mis conversaciones monotemáticas giraban sólo en torno a él. Pero no era alguien en particular. Hace varios años atrás, porque negarlo, nunca me gustaba el mismo. En una semana podía estar enamorada de dos o tres al mismo tiempo. Alguno más grande del cole, de alguna fiesta, de la calle o, ¿porqué negarlo?, de la tele. No importaba quién sino la cantidad de horas de proyección y conversaciones imaginarias donde planeaba cómo iba a invitarme a salir, cómo iba a decirme que era la mujer de su vida o, más rebuscado aún, llegaba a imaginar conversaciones enteras que empezaban con "hola" y vaya uno a saber donde terminaban.
Por la calle, en el bondi, o el subte siempre recurría a los mismos delirios. Imaginaba que entraba al lugar y la secuencia fotográfica entera de cuando nos encontrábamos: si yo me acercaba, si él venía, si le tenía que tirar una lata de cerveza encima para que me mire o si solo tenía que hacerme la linda y bailar como una descontrolada arriba del parlante. Absolutamente todo estaba bajo control. En realidad, bajo MI control. La frase con la que se iba a quedar con la boca abierta, el instante preciso donde tenía que tocarme el pelo haciéndome la interesante y, obvio, el vestuario (que incluía desde si el pelo iba suelto o recogido hasta que iba a usar en los pies).
Pasaba semanas enteras planeando encuentros que pocas veces sucedían y, cuando ocurrían, (0bvio, no?) nada salía como lo había planeado. Si había imaginado decirle "querés tomar una cerveza?", generalmente pasaba que fulano estaba tomando antibióticos y su vaso más audaz era agua sin gas. Así, infinidad de tiempo, palabras, situaciones y conversaciones que a mi me tomaban toda una semana de preparación "hasta el viernes", se derrumbaban en un segundo y medio después de que en vez de "hola" (como yo lo había dictaminado), la conversación empezase con un"qué hacés?". Se me venía el mundo abajo.
Hoy, años despues de fiestas los viernes, situaciones imaginarias fallidas y terapia, me doy cuenta que NUNCA iba a salir tal cual yo hubiera querido por dos motivos. El primero es porque en el afán de querer controlar todo y que TODO salga tan perfectamente bien, me olvidaba que fulano también era una persona y que yo no le había comunicado de ante mano cuáles tenían que ser las respuestas que me iban a hacer irme a dormir con una sonrisa en la cara.
Y segundo, porque si todo pasase tal cual uno hubiese querido, sería tan aburrido como leer la última página de un libro antes de empezarlo, y no quedarían motivaciones para ir a la fiesta de los viernes...

16 comentarios:

Anette dijo...

Amiga!!
Bridgite Jones es un poroto al lado tuyo...
Hace pocos días leí un texto de humor donde el autos decía algo muy parecido a lo que nos contás vos, y concluía padecer el Síndrome de la mamá de Caperucita.
Será que vos también lo padecías en ese entonces?
Creo que hay momentos donde nos encanta sentir que tenemos todo fríamente calculado, pero como bien decis, cuando las cosas pasan como no las planeamos, recién ahi es cuando vivimos de verdad.

more dijo...

TAL cual

Anónimo dijo...

Tas falta de ritrmo eh

maria dijo...

las espectativas crean infelicidad... es mejor no esperar nada y que la vida te sorprenda ;)

Anónimo dijo...

buenas maru!! te olvidáste de tus clases de inglés! je ;)
Quien no pasó por esa etapa alguna vez??? jajajjaa


besote!

Jess

pauli perez! dijo...

insisto, en qe... AMO ESTE BLOG.
Y QE ENTRABA SEGUIDO, CUANDO VI QE NO ESCRIBIAS MAS DEJE DE ENTRAR, Y HOY.. EN MI ESTADO BASTANTE RARO, DIJE... VUELVO A PASAR. A VER QE ONDA. :)
Y TENIAS DOS TEXTOS QE NO HABIA VISTO :)
SEGUI ASI :)
UN BSO DESDE MENDOZA!

hoy es siempre dijo...

es genial, siempre entro a tu blog y la verdad es qe es increible :)
espero qe sigas subiendo cosas :)
un bso desde mendoza!

Sofi dijo...

Y yo que creia que era la unica loca q pasaba todo su tiempo delirando asi!!!

Que tranquilidad no ser la unica!

sofia dijo...

Muy Muy Cierto!
Lo mismo me pasa a mi, y yo estoy en esa estapa, espero ansiosa los viernes, y siempre por el mismo en particula. Solamente que el viernes pasado , me volvi una rota, y no sali. Justamente, a el se le ocurrio salir y encontrarse con mi hermana y preguntar por mi.
Que ondon, si claro , planeo todo, desde el hola, hasta el '' llevame a casa'', pero en ese segundo que en vez de hola hay un que haces?, me conformo con cualquier cosa que pase, me conformo con haber estado con el. Y al final de la noche me digo, que boluda, que quedada, o que facial, que soy!

unwritten dijo...

Nooo, si esos delirios son de lo más normaaal!! Jajaja! Y sí, afortunadamente no se cumplen, de hecho, creo que es mejor cuando nos toca improvisar :)

♥ Princess Joy ♥ dijo...

Me encantó la conclusión final, nunca lo había pensado de esa manera.. muy bueno!!

marcelo dijo...

Me parece que lo mejor es que las cosas sucedan y no planificar ya que casi siempre que planifico algo siempre falla

Anette dijo...

DALE PERRA RETOMA!

Sofi dijo...

Muy buen bloog! Ya lo estoy siguiendo!, espro que sigas subiendo :)

Saludos desde Uruguay!

Mateo dijo...

Control freak... Igual, yo siempre leo el último párrafo de los libros, no puedo contra mis trastorno obsesivo compulsivo

peperina dijo...

jajaj maaal toda la película que una se arma (especialmente cuando te vas a dormir los días previos) jajaj
buen blog!